Buscar

Tengo una fashionista en casa

Que Minilapagirl tiene una forma de ser peculiar lo sabemos ya todos, y esas peculiaridades incluyen sus gustos con la moda.


Hay cosas que comparte con muchas niñas y niños: los brilli-brilli y los vestidos y faldas con mucho fru-frú, pero... ¿Qué me decís de su manía con ponérselo todo?


Para ella la belleza no está en lo simple, cuanto más sobrecargado mejor, y si no puede elegir entre todas las opciones de vestuario, pues se las pone todas y se acabó el problema.


Desde pequeña ha sido extremadamente maniática con la ropa: No quiere nada de lo que le propongo (siempre que no sean vestidos o faldas con fru-frú y brilli-brilli) y yo le temo a ese momento como si fuese una película de terror.

- ¿Nos ponemos esto Minilapa?

- Noooo

- Pues esto otro

- Noooo

- ¿Y la falda?

- Picaaaa

- ¿El vestido?

- NO QUERO ETE VETIDO

- Pues elije tú lo que quieras

- ¡No quero!

- ¿Quieres salir así a la calle?

- Tapoco

- ¿Pues que hacemos?

- Nada

Pelín inconformista la niña...


Imaginaos revivir todos los días vuestra peor pesadilla... Así estoy yo de desquiciada.


Por suerte llevamos un par de meses en los que, por fin, quiere elegir ella su propia ropa (Deseando estaba de que llegase este momento)


Aquí se les da libertad total y absoluta en sus elecciones, por eso hoy os puedo traer sus estilismos más atrevidos.


Lady Bug



No importa que llueva o haga un sol abrasador

Os parecerá que es un estilismo muy adecuado para el invierno con su cuello alto y sus pantalones largos, ¿verdad? Pues os equivocáis.

En pleno verano, a 40 grados, le dio por el disfraz de Lady bug, y muchos de esos días por sus botas de agua y su paraguas.

¿Llueve? ¡No! ¿Y qué importa? Es un complemento ideal, y mirar como queda con el estilismo Lady bug ¡Perfecto!

¿Y el sudor? ¡Da igual! Para presumir hay que sufrir, parece mentira que aún no lo sepáis.

Yo solo rezaba porque no encontrase la peluca y el antifaz...


Frozen



Viste mucho, te pongas lo que te pongas

Un poco más fresquito que el de Lady bug.

Fijaos como lo combina con unas converse rosas que acaban de redondear el modelito.

Agradecí muchísimo que dejase de ponerse el estilismo Lady Bug y pasase al de Frozen. Creí que me había tocado la lotería.

Dejé de agradecerlo cuando no había manera de lavarlo porque no se lo quitaba prácticamente para nada, y tenía que lavarlo rápido mientras dormía y rezar muy fuerte para que al día siguiente estuviese seco cuando se despertase.

Como las modas son cíclicas y siempre vuelve, estamos completamente sumergidos en otra época Frozen... Necesito comprar 20 disfraces iguales, porque este se cae en pedacitos ya.


Me lo pongo todo



No se ni cuantas prendas lleva

Más vale llevarlo todo que quedarse corta.

Cuando ella no sabe elegir entre pantalón, camiseta, falda o vestido se lo pone todo y se acabó el problema.

¿Porque tenemos que dejar de ponernos algo si nos gusta todo y nos apetece llevarlo todo?

Minilapagirl lo tiene claro, ella se lo pone y punto, y está ideal, por supuesto.


Vestido, ante todo



No importa como sea el vestido

¿A caso importa que haga frío para llevar un vestido de verano? ¡En absoluto! Lo principal es llevarlo, y si somos cebollas, pues somos cebollas, PERO FELICES.

Este modelazo tiene incluido el pantalón, la camiseta interior, el jersey y el vestido de tirantes.

Recordad que las rayas no pasan de moda, y Minilapagirl lo sabe.


¿Vuestros peques son creadores de tendencias también o les da igual que ponerse? ¿Son maniáticos o se contentan se pongan lo que se pongan? ¿Les ha dado alguna época por algo como a Minilapagirl por el disfraz de Lady Bug o Frozen?


Hijotada del día:


- Oye Minilapagirl, ¿A ti te apetece probar una caca de coneja?

(cabronismo de hermana mayor a tope)


¡Hasta la próxima, amiguitas!





Suscríbete y no te pierdas las novedades

©2020 por Una mamá desquiciada. Creada con Wix.com